The Texas Gentlemen: “TX Jelly” (New West Records / PIAS)

Texto: Txema Mañeru

Volvemos a dar cancha, merecidamente, en Orpheo a, quizás, el mejor sello de música de raíces americanas de la actualidad. El catálogo de New West Records no para de crecer con interesantes nuevos nombres, como en el caso que nos ocupa. Tras sus valores previos demostrados tanto Lilly Hiatt, sí la hija del grandísimo y muy querido aquí, John Hiatt, y The Texas Gentlemen, se suman a esa gran familia que también está cargada de muchos y excelentes nombres clásicos ya más consagrados como Justin Townes Earle, Chuck Prophet o Shovels & Rope entre muchísimos más que puedes conocer si te pasas por newwestrecords.com o por www.twitter.com/PIASIb_LatinAm.

“TX Jelly” es un esperado y fresco debut para The Texas Gentlemen. Quinteto encabezado por Beau Bedford que elaboran country funk y muchos más aromas a raíces americanas y que han grabado en Muscle Shoals. Apoyados por Kris Kristofferson también suelen ser la banda de músicos llenos de buen soul como Leon Bridges y Nikki Lane. Muchos los consideraban como unos actuales The Band y es normal que se hable también de Booker T. And The M-G’s, Bob Dylan o la Creedence, incluso. También miran por el retrovisor a instituciones algo más minoritarias, pero excelentes como The Bottle Rockets, The Meters o The Sadies.

Comienzan con una ‘Habbie Doobie’ que por su título parece un homenaje a la Creedence. Ahí ya destaca el Hammond B3 de Bedford y el resultado se acerca a Little Feat o Dr. John también. ‘Pain’ está compuesta y cantada (también lo hace como solista en otras dos más) por su teclista Daniel Creamer, aunque la verdad es que todos ellos tocan varios instrumentos y se intercambian y se hacen magníficos coros unos a otros. Vamos que la camaradería y el nivel artístico se compaginan. Suena más negra y bailable, pero también con un toque Beatles que te hace pensar que estás ante una versión de un clásico de los 60. Y es que todo parece fresco e improvisado y un poco aquí te pillo, aquí te mato. En ese aspecto recuerdan también a la libertad total, con buenas canciones, de NRBQ. ‘Bondurant women’ lleva la firma de Noah Jackson invitado con su guitarra y su voz para este tema que suena a Woodstcok y a Buffalo Springfield. El guitarrista Nik Lee es quien compone y canta ‘Dream along’, una balada crooner que se mueve entre Elvis y Roy Orbison. En ‘Gone’ les toca cantar y componer a Paul Cauthen y Dan Dyer y suenan a country-rock clásico a la manera de un George Jones. Ya ves, por tanto, que son mucho más que una banda, pues con tantas entradas y salidas y tantos compositores y cantantes te puede parecer que estás en Woodstcok, Newport o en “The Last Waltz” ‘My way’ suena a balada Elvis hasta en su título y ‘Superstition’ es una balada jazz en la que se palpa el humo y con un destacado saxo. El tema titular ‘TX Jelly’ es un experimento instrumental que a mí me recuerda algo a los Steppenwolf. Tras otra guapa balada como ‘Pretty flowers’ llega la única y guapa versión. Se trata de la popular ‘Shakin’ all over’ de Fred Heath y que han interpretado un millar más. Hacen este clásico del r’n’r más salvaje aún y se explayan a gusto con las guitarras. Al final se desbocan más aún y se atreven a meter divertidos guiños a otros temas clásicos. Parecía que debían acabar ahí pero aún meten ‘Trading paint’ otro buen tema lento con muchos matices compuesto por Dyer. ¿Quién dijo súper-grupo? Algo de eso hay aunque sus nombres sean más bien anónimos.

No queremos dejar pasar la oportunidad, como ya te hemos dicho, de hablarte también un poco de “Trinity Lane” que es la joyita más personal y dramática de Lilly Hiatt. Una mujer rota por dentro que nos cuenta con pelos y señales su ruptura amorosa y sus peleas con el alcohol. La producción corre a cargo de Michael Trent, cantante de uno de los mejores grupos del sello, Shovels & Rope. Supera con creces lo entregado en su trabajo anterior, “Royal Blue”. Comienza con un estremecedor ‘All kinds of people’ cargado de electricidad y un buen estribillo. Luego llega el single y videoclip titulado ‘The Night David Bowie Died’ con potente rock americano cercano a Lucinda Williams o Maria McKee y sus Lone Justice. A continuación viene otro single que titula el disco y cuyo nombre es el de la calle en la que reside actualmente tras vagar con su coche por todo el país. Sigue demostrando que lo suyo es mucho más rock que country y las guitarras eléctricas de John Condit brillan especialmente. Trent ayuda con su piano y también tiene buenos lentos como ‘Everything I had’ con los fascinantes coros de Shovels & Rope, o la dura historia de ‘Sucker’. No faltan tampoco algunos temas más country como los de la melodiosa ‘Imposter’, con exquisita lap steel de Andy Dixon; y ‘Different, I guess’, con la pedal steel de Josh Kaler. ¡Como sucede con su compañero de sello, Justin Townes Earle, un gran y duro disco de una artista que hay que seguir sin importarnos su ilustre apellido!

Be the first to comment on "The Texas Gentlemen: “TX Jelly” (New West Records / PIAS)"

Deja un comentario.

Tu dirección de correo no será publicada.




A %d blogueros les gusta esto: